Dientes de leche

dientes de leche

Los dientes de leche aunque son temporales son muy importantes. No es ningún secreto que una bella sonrisa es sinónimo de una buena salud bucal. Probablemente en una de las etapas donde más la necesitemos sea la infancia. Siempre tan alegres jugando y explorando nuevas cosas. Entonces para qué privarle a un niño una sonrisa que muestre todos sus dientes de leche sanos. Están nuestros hijos en una edad crucial donde se irá moldeando su actitud y sus hábitos. Por eso deberíamos desde esa edad estar motivándolos a cuidar mejor de sus dientes para ahorrarse muchas complicaciones en el futuro. Hablemos sobre algunos consejos para mantener esos dientes sanos.


dientes de leche
Cepillado

– El cepillado de los dientes de leche después de cada comida y antes de dormir ayudará que consigan tener ese hábito desde pequeños. No sólo se mantendrán sanos y en óptimas condiciones para su desarrollo. Esto evitará que  las bacterias que se desarrollen en la noche y dañen sus dientitos. 

Menos azúcar

El azúcar no trae nada bueno. Especialmente en exceso. Los dulces y demás alimentos con altos contenidos en azúcar contribuyen a la decadencia de los dientes. La salud de los niños es crucial para su desarrollo. Para que disfruten sus dientes por mucho más tiempo es bueno recomendarles cepillarse los dientes después de ingerir estos alimentos para contrarrestar los efectos del dulce



dientes de lecheOdontopediatría

 Sumamente importante también visitar a un especialista en odontopediatría. Ahora que sus dientes están comenzando a formarse, una cita cada seis meses para ir monitoreando que no surjan caries. Es importante también checar  el crecimiento de los dientes, caídas de los mismos, etc. En Dentalara estamos muy conscientes de esto y te brindamos este servicio. Contamos con especialistas preparados para darle a tu pequeño una atención personalizada y cálida.

Recuerda: Unos dientes sanos se consiguen teniendo una dieta adecuada baja en azúcares,  el constante cuidado de los dientes y visitas al periódicas al odontopediatra. 

Te recomendamos que estos hábitos transciendan más allá de la infancia para evitar más problemas en el futuro. 

Categorías: Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *