El tabaquismo y los dientes, una relación muy peligrosa

Publicado por Redacción en

el tabaquismo y los dientes

De muchos es sabido los daños que causa el tabaco. Ahora vamos a mencionar los daños que nos llevan a afirmar el por qué el tabaquismo y los dientes, tienen una relación muy peligrosa.

Hace años, pero no muchos, se pensaba que el tabaco era inofensivo. Mi abuela decía «¡ Fuma, es sólo humo, no hace daño!» La pobre abuela, no tenía idea del mal que causa el cigarrillo. Hemos escuchado por todos los medios, el mal que hace el tabaco y todos los componentes de los cigarros, pero aún así, las personas siguen fumando. Lo que empieza siendo una pose, se convierte en un hábito y luego en una adicción. Desafortunadamente, esta adicción causa muchos daños en muchos de los órganos del cuerpo.

La boca, las encías y los dientes, no son la excepción. El tabaco los afecta de una manera muy agresiva.

¿Cómo afecta el tabaquismo a los dientes?

Lo primero que hacen los componentes del cigarro, la nicotina y el alquitrán, es que producen manchas oscuras en los dientes. Los dientes adquieren un marrón que conforme pasa el tiempo se hace más oscuro.

Posteriormente afecta produciendo caries. También disminuye el flujo de la saliva, produciendo la sensación de boca seca. Produce halitosis, que es un mal olor permanente en la boca de los fumadores.

Es responsable de producir enfermedades periodontales. Son enfermedades crónicas y progresivas que ocasionan la pérdida de los dientes.  Se debe a que la encía recibe menos sangre y oxígeno disminuyendo los mecanismos de defensa frente a las bacterias, éstas se vuelven más agresivas y destruyen el hueso que sirve de sostén a las piezas dentales. Los síntomas son: retracción de las encías, movilidad de los dientes, separación de los dientes, aumento de la sensibilidad al frío, dolor de encías, mal aliento y abscesos y flemones en la encía.

También producen unas manchas blanquecinas que no se desprenden al raspado, llamadas leucoplasias. Aparecen en cualquier zona de la mucosa bucal. Es una lesión premaligna.

El riesgo de padecer un cáncer de cavidad oral en un fumador es 6 veces superior al de un no fumador. . Todos los productos del tabaco (cigarrillos, tabaco de mascar, pipa, puros), contienen productos tóxicos, cancerígenos y nicotina.

Las cajetillas, los documentales, los médicos y la mayoría de las personas, lo advierten. Esperamos que ahora que conoces más, hagas un cambio que sea favorable no sólo en tu salud bucal sino en tu salud en general. Te esperamos para hacer una revisión y evitar las enfermedades mencionadas.

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

76 − = 72